Cirugía de los párpados

La blefaroplastia o cirugía de los párpados es un procedimiento quirúrgico que pretende mejorar el aspecto envejecido de los párpados mediante la eliminación de las bolsas grasas y el exceso de piel de los mismos.

Financiación a tu medida

En qué consiste la cirugía

A medida que envejecemos, vemos cambios en el contorno de los ojos.

En la región periocular todos tenemos varias bolsas de grasa, que ayudan a proteger el ojo, dar la amortiguación precisa y conseguir un buen contorno. Pero con el tiempo esta grasa tiende a aumentar y a sobresalir, dando una apariencia cansada y envejecida. En general sólo podemos distinguir un aumento de volumen alrededor de los ojos, sobre todo en el párpado inferior, pero es necesario reparar este exceso de bolsas de grasa para devolver la juventud a la mirada.

La blefaroplastia puede asociarse o no a otras técnicas de rejuvenecimiento de la mirada como la elevación de la cola de ceja, lipofilling o resección de la piel del párpado superior.

Técnica de Menos es Más

En los años 90, en la cirugía de la blefaroplastia, se utilizaban técnicas que acababan modificando la forma del ojo y se perdía la naturalidad en la expresión del paciente. Los avances en la cirugía nos permiten en la actualidad un tratamiento menos agresivo, eliminando menos piel y menos grasa. Además, se puede restaurar el volumen mediante la inyección de grasa de otras partes del cuerpo devolviendo al paciente un aspecto más juvenil sin cambiar su expresión.

La blefaroplastia está indicada para cualquier edad, ya que depende mucho del proceso de envejecimiento y de la genética del paciente. En cada caso se realiza una exploración exhaustiva, valorando los problemas a solucionar y recomendando la mejor solución al paciente.

La técnica de la blefaroplastia es mínimamente invasiva, de fácil recuperación.

La intervención dura en torno a una hora u hora y media, se realiza mediante anestesia local y sedación, sin cicatrices visibles, sólo unos pequeños hematomas que desaparecerán al cabo de unos días.

Al alta, el paciente recibe un informe completo con las recomendaciones de usar los colirios y pomadas adecuados. También es recomendable el uso de gafas de sol durante las dos primeras semanas para evitar el contacto directo y protegerse de los rayos solares.

El resultado final lo podemos observar en aproximadamente un mes después de la intervención.

Preoperatorio

Como en cualquier operación quirúrgica, es necesario realizar unas pruebas previas para descartar cualquier irregularidad que pudiera contraindicar la intervención. Las pruebas preoperatorias consisten en una analítica, un electrocardiograma y una visita pre-anestésica.

Deberá poner en conocimiento del anestesista si toma algún medicamento, si fuma, antecedentes médicos importantes y cirugías recientes.

Post-operatorio

Después de la operación de párpados caídos, el paciente puede ver perfectamente. Se aplicará frío en la zona intervenida mediante gasas humedecidas en suero y se realizará reposo visual durante las primeras 24-48 h, esto es evitar leer, ver la televisión u ordenador. También se tendrá que aplicar unas gotas de colirio y una pomada durante la primera semana.

La blefaroplastia reduce las bolsas, mejora el aspecto envejecido y cansado de la mirada, y devuelve un aspecto más juvenil y fresco sin cambiar la expresión del paciente.

Somos especialistas en Blefaroplastia en Barcelona.

¿Qué debes saber antes de la operación?
Técnica
Párpados superiores Párpados inferiores (bolsas grasas), técnica del no touch por dentro del párpado Relleno de grasa (lipofilling) en la línea de la oreja
Cirugía
Anestesia local con o sin sedación Duración: 60 - 90 minutos Ambulatorio sin ingreso
Recuperación
De 1 a 2 semanas